Las formas del conocimiento: Redes de intercambio estudiantil en América Latina

Entrevista a Alan Torres Martínez.

Alan Torres Martínez
Alan Torres Martínez

Alan Torres Martínez.
Nacido el 13 de abril de 1995 en Ciudad de México

 

Alan es estudiante de Artes Plásticas en México, en el estado de Toluca, allí estudia en la Universidad del Estado de México (UAEM) en la Facultad de Artes. En el año 2018 realizó una pasantía de intercambio estudiantil en la Facultad de Artes, en IENBA, Universidad de la República (Udelar) en Montevideo, Uruguay.

Además de ser un estudiante universitario es autodidacta y estudia Ornitología e Historia Contemporánea de México. Actualmente está generando una investigación en torno a la transculturación en México con el objetivo de visibilizar los procesos de transformación de nuestra cultura e identidad al haber tenido contacto con diversas culturas extranjeras y reflexionar sobre la imagen social que se creó con el paso de los años a través de la fotografía, el dibujo, los tatuajes y la música como documentos generadores de identidad.

Su interés por la historia surge a partir de la observación de diversos contextos de la ciudad de México. Alan fue criado en diferentes partes de la ciudad hasta su adolescencia por lo que ha conocido diferentes barrios y su familia se ha mudado con mucha frecuencia en todos esos años, respecto de sus intereses él mismo propone: “probablemente eso se ve reflejado en mi trabajo”

 

¿Cuáles fueron los motivos que te llevaron a realizar este intercambio académico internacional, cómo fue la gestión que realizaste para concretar esta experiencia y cuánto tiempo insumieron en esos trámites?

Mi interesó porque me parecía importante tener presente y considerar las referencias de otros países a partir de sus puntos geográficos y culturales.

Fui beneficiado por parte del Programa de Fortalecimiento de la Calidad Educativa (PFCE) para la movilidad estudiantil internacional, que otorga recursos financieros extraordinarios para la mejora de la gestión (servicios), los trámites fueron gestionados por mi facultad y se realizó en alrededor de 3 semanas, luego de recaudar una serie de documentos.

¿Por qué escogiste Uruguay y la Universidad de la República?

En mi facultad hay dos profesores que son de Uruguay, uno de ellos estudió en la Universidad de la República, ambos de manera indirecta me hicieron cuestionarme sobre la relación entre arte y lo sociopolítico, a través de su discurso sobre la importancia del territorio y lo comunitario como catalizadores para la producción de obra artística desde lo individual y colectivo. También porque me parece interesante que no haya límite de personas en las escuelas de Uruguay, en mi facultad solo se puede ingresar a la universidad a través de un examen que sirve como filtro dejando ingresar a una cantidad pequeña de personas, eso me parecería una oportunidad para repensar sobre el sentido que tiene ser estudiante.

¿Cuánto tiempo estuviste fuera de tú país y en cuántas disciplinas o asignaturas te inscribiste en la facultad de destino?

Fue la primera vez que estuve 5 meses fuera mi país, este tiempo tuvo diversos matices en mi experiencia estudiantil y personal.

Estuve en dos espacios académicos de la Udelar, en el Instituto Escuela Nacional de Bellas Artes, donde cursé el Taller Estético Pedagógico de López de la Torre y el Seminario de las estéticas 3 con el profesor Fernando Martínez, y en la Facultad de Comunicación cursé Teoría del Cine con el profesor Luis Dufuur y Fotografía Cinematográfica con el profesor Kico Márquez.

¿Puedes definir qué tipo de conocimiento conseguiste articular en la universidad uruguaya en relación con la experiencia académica de tú país de origen?

Desarrollé el conocimiento intuitivo que surgió de relación empática con los profesores, mis compañeros de clase y las personas con la que viví en la residencia en la que me hospedaba (que se dedicaban a otras profesiones), eso contribuyó con mis procesos de aprendizaje. A partir del desconocimiento de datos de la historia del País, el observar las costumbres tanto alimenticias como culturales, la relación que se tiene con el lenguaje como la jerga popular y las muletillas que generan otro sentido con relación con el cuerpo, los objetos, etc., así como la importancia de el origen de la familia que notaba en la mayoría de las personas con las que conviví, me parece que estos fueron las cosas que fungieron como catalizador para potencializar mis intereses con el cine, la colectividad y la historia como medios. Todo esto me ayudó a observar más de cerca mis procesos de aprendizaje, así como evidenciar y potenciar mis intereses relacionando el cine con la colectividad y la historia.

¿Qué objetivos personales y/o académicos perseguías al realizar este intercambio?

Alan Torres Martínez - 2
Alan en el estadio centenario con sus dos primeros amigos.

Me interesaba aprender sobre cine, este tema aparecía como una buena oportunidad para entregarme a nuevas dinámicas de aprendizaje a través de diversas materias para repensar mis modos de producir, como artista. También generar vínculos con personas de diversas disciplinas y artistas a partir de recursos ajenos a mi cultura.

¿Puede adelantar algunas conclusiones sobre las transformaciones en tú formación a partir de la experiencia como estudiante de intercambio?

Este intercambio me obligó a ser más organizado, y tener más disciplina, al tener otras dinámicas con las clases, entregas de trabajos y las formas de evaluar me cambió la relación que tenía con las formas anteriores de estudiar.

Según tus estudios y avances, en la situación como estudiante extranjero y viviendo una cultura diferente a la tuya, ¿tienes algún dato que puedas compartir con los lectores de IS que nos permita conocer y aprender más de esta situación de desplazamiento interamericano?

Me parece importante destacar el compromiso de los estudiantes por estudiar sin importar la edad, me parece lindo que cuiden su educación porque que es una de las convicciones de vida que no se debe abandonar, sino mantenerlo presente y heredarlo. Así como la importancia de la interdisciplina, la cual se debe ejercitar a partir de los trabajos en equipo.

¿Consideras necesaria la participación en este tipo de actividad académica internacional como opción viable para mejorar los Programas y currículas escolares de la educación superior en las universidades latinoamericanas?

Estoy totalmente convencido que se debe incentivar el intercambio estudiantil porque ayuda a la retroalimentación entre el estudiante que viaja y los/las residentes del país que los acoge.

¿Tienes alguna consideración especial para compartir referida a tus aprendizajes una vez concluida la actividad de intercambio?

Caminar mucho, caminar el territorio te ayuda a conocer el país en el que uno se encuentra a partir de la arquitectura, las personas, lo que se consume en la calle, caminar me generó muchas preguntas sobre la cultura, sobre el lenguaje y los imaginarios de la vida en el país. Caminar enriquece la experiencia tanto estudiantil como personal.

¿Qué te quedó por hacer y qué volverías a repetir en caso de tener una nueva oportunidad de realizar este tipo de especialización internacional?

Conocer todos los departamentos del país y acrecentar mi círculo de amigos de otras disciplinas y artistas para colaborar.

Alan Torres Martínez
Trabajando en comunidad.

¿Cuál fue el mejor y el peor momento durante esa experiencia en Uruguay?.

El mejor momento fue cuando me di cuenta que había generado una red de amigo/as, los cuales aprecio mucho porque me ayudaron en muchos sentidos y el peor momento fue cuando tuve problemas con mi tarjeta bancaria y no podía comunicarme con el banco durante 5 días.

mm

Ph.D Analista Cognitiva.

Dra en Difusión de Conocimiento, UFBA, Brasil.

Máster en Educación Artística OEI- MEC -CAEU.

Artista Visual y Antropóloga por la UDELAR, Uruguay.

Docente y Gestora Académica en I.ENBA - UDELAR.

Desarrolla investigaciones interdisciplinares y actúa en las áreas de Arte y Antropología.

¿Qué te ha parecido?

(0 votos - Media: 0)